A pesar de que la Hiperplasia Benigna de Próstata es una tumoración, se trata de una tumoración benigna, nada que ver con el cáncer de próstata.


El mejor método diagnóstico para los problemas de próstata, la HBP, la prostatitis y el cáncer de próstata, es el tacto rectal.



Existen cuatro niveles de gravedad de la hipertrofia prostática benigna, dependiendo directamente del tamaño que alcance la próstata.


Sólo se opta por llevar a cabo la operación de próstata si el paciente tiene síntomas o molestias que le impidan llevar una vida normal.


La estancia hospitalaria tras la operación de próstata realizada por mínima invasión es solo de 1 dia, asi tambien el tiempo de recuperación va ser mucho mas corto comparado con la cirugía abierta.

CANCER DE PRÓSTATA


Es la aparición de un tumor maligno en la prostática. Afecta principalmente a varones adultos mayores de 50 años. Los factores de riesgo son la obesidad, el tipo de alimentación, la predisposición genética entre otros.

Es un tumor que no da síntomas, por lo que es de vital importancia que los varones mayores de 45 años se realicen una revisión anual para descartar la presencia de esta enfermedad.

Sí usted tiene más de 45 años, haga una cita para realizar los estudios correspondientes y descartar o diagnosticar esta enfermedad oportunamente.

El análisis de sangre para el antígeno prostático específico se hace con frecuencia para examinar a los hombres en busca de cáncer de próstata.


Debido a estas pruebas, la mayoría de los cánceres de próstata ahora se detectan antes de que causen cualquier síntoma y pueden ser curables.


El tratamiento es individualizado de acuerdo al tipo de cáncer y factores de riesgo.


La cirugía en etapas tempranas de la enfermedad puede ser curativa, otros tratamientos como la radioterapia y tratamiento hormonal son también una opción como tratamiento.

CRECIMIENTO DE PRÓSTATA


Los problemas de próstata más habituales son la Hiperplasia Benigna, prostatitis y el cáncer, aunque el primero es el mas frecuente.

El aumento del tamaño de la próstata causa problemas relacionados al orinar, tales como el aumento de las veces de ir a orinar o reducción del calibre urinario y fuerza de orina que puede llegar a generar retención aguda de orina.

En los casos en que la sintomatología de la próstata sea muy grave, la única opción definitiva para eliminar los problemas es la cirugía de reducción de próstata. 


Si este es tu caso, te proponemos que agendes una consulta de valoración quirúrgica inmediata, y sin compromiso con uno de nuestros especialistas en urología.